Convencer al adolescente para que se ponga protector solar

Siete claves psicológicas para conseguirlo
Adolescentes / Psico El 65% de los adolescentes (de 12 a 18 años) se quemó el verano pasado, según datos ofrecidos por la Academia Española de Dermatología y Venerología (AEDV). La mayoría de los adolescentes no siempre se aplican protector solar o se lo ponen mal. ¿Cómo convencer al adolescente para que se ponga protector solar? Por Olga Fernández.

¿Cómo convencer a los adolescentes para que se apliquen protector solar? Es una de las cuestiones que más preocupa a los padres, sobre todo si tenemos en cuenta que el 65% de los adolescentes (de 12 a 18 años) se quemó el verano pasado, según datos ofrecidos por la Academia Española de Dermatología y Venerología (AEDV). "No sirven las imposiciones, lo que realmente funciona es el entendimiento y el respeto", dice la psicóloga Patricia Ramírez, quien añade: "Para convencerlos necesitamos credibilidad, motivación y entendimiento. Los adolescentes valoran mucho el respeto de los padres hacia ellos". La psicóloga ofrece siete claves para conseguir que lo hagan.

 

1. Motivación. Se trata de encontrar lo que le motiva. Hay que preguntarle: "¿Cuál sería tu motivo para ponerte protección solar?". 

 

2. Crear lazos emocionales para favorecer el compromiso, por ejemplo, dejarle una nota que diga: "He pensado en ti y te he dejado este detalle (la crema solar). Protégete mucho, te quiero sano toda mi vida. Mamá".

 

3. Refuerzo positivo. Se trata de poner más zanahoria y menos palo. Hay que tener en cuenta que el adolescente no hace todo a la primera (los adultos tampoco lo hacemos todo bien a la primera), no lo pretendamos. Hay que elogiarlo cuando hace las cosas bien. El elogio no debilita, al contrario, ayuda.

 

4. Entendimiento. Se puede hablar en su idioma con metáforas. Si le gusta el fútbol o el cine hacer semejanzas con sus afinidades. Buscar argumentos o fotos en Internet que lleven el mensaje y les llegue: mensajes de quemaduras solares, de cómo aplicarse la crema de forma divertida, etc. Lo que les llega son las metáforas, las fotos, los símbolos, los datos relacionados con el daño solar en la piel y la importancia de aplicarse protección solar.
Hay que cuidar la comunicación y elegir bien el momento para hablar. No debéis darle grandes discursos (no sirven y el adolescente desconecta). También se debe cuidar la comunicación no verbal: mostrar interés al hablar con él, por ejemplo, con la mirada, hacerle ver que sabéis escucharle. Y sobre todo, no realizar juicios de valor: "estás equivocado", "no llegarás lejos", etc.

 

5. Utilizar juegos. Jugar facilita el aprendizaje porque crea un ambiente distendido, divertido y relajado. Todo lo que aprende jugando se retiene mejor y se reproduce mejor. Por ejemplo, invitar a los amigos de tu hijo a casa y ponerle un reto: "Hagamos una labor de investigación. El próximo fin de semana nos reunimos para ver qué habéis encontrado sobre las consecuencias de no utilizar cremas protectoras solares. La mejor opción tiene premio (un vale para comprar en una tienda)". Al buscar en Internet, se encontrarán con fotos del daño que produce el sol en la piel si no se aplica protección, es decir, imágenes de melanoma o cáncer de piel.

 

6. Credibilidad. Si somos creíbles nos harán caso. Para tenerla hemos de dar ejemplo: ser modelo de conducta y darnos crema cuando tomemos el sol, no exponernos en las horas de más sol, etc. Los padres que gritan y se enfadan pierden la credibilidad, hay que mantener la serenidad, la paciencia y la compresión. Dejar que se expresen y hablar. Huye de la expresión: "Tu sabrás lo que haces".

 

7. Trabajar la autoestima. Por ejemplo, hay que hablarle en este tono: "Tu eres una persona responsable, recuerda que el otro día cuidaste bien a tu hermana, es una pasada ver cómo te organizas…". Bajo ningún concepto debes ponerle etiquetas negativas porque terminará comportándose como la definición de la etiqueta. Y a la hora de pedirle que se ponga el protector solar puedes decirle: "Confío en ti y sé que tendrás la madurez para ponerte la crema". Aunque te parezca que no, él necesita tu aprobación, debes reforzar cualquier cambio positivo de actitud y darle la gracias.

(11/05/2015)