Una de cada cinco españolas se expone a un EMBARAZO no deseado

Tras el preservativo, la píldora es el método anticonceptivo más extendido en Europa, pero su uso en España es notablemente inferior al de otros países del entorno. Es el método de elección para el 16% de las españolas frente al más del 40% de las francesas o el 35% de las alemanas y, en definitiva, para una de cada cuatro mujeres europeas. Sin embargo, la existencia de algunos mitos sobre la seguridad y los posibles efectos secundarios de este método ha condicionado este distanciamiento. 
Últimamente han aparecido informaciones sobre los efectos negativos de ciertas píldoras sobre la salud de la mujer. Por eso es importante acudir al ginecólogo para que recete el método más adecuado a cada caso. Por ejemplo, en pacientes con migrañas no están aconsejados los métodos combinados de estrógenos y progesterona, pero sí pueden utilizar progestágenos (sólo progesterona).